Iglesia Cristiana Monte Sinai

Amando a Dios. Creciendo en la sana doctrina. Llevando a Cristo al mundo.

Oye la instrucción

Proverbios 1:8,9 - Oye, hijo mío, la instrucción de tu padre, y no desprecies la dirección de tu madre; Porque adorno de gracia serán a tu cabeza, y collares a tu cuello.

¿Cuántas veces te has molestado cuando recibías consejos de tus padres? O no los apreciabas porque para ti ellos eran anticuados en su manera de pensar o por que, para ti, tú pensabas dentro de ti mismo: Ellos no me entienden. Pero el amor que ellos tienen por nosotros es para bien. Para evitar que los hijos cometan errores que puedan costarle mucho en sus vidas. Lo triste de todo es que después que cometen los errores vienen corriendo a los padres para que le solucionen sus problemas.

La Palabra de Dios nos exhorta a que no despreciemos la instrucciones de nuestros padres, por que estas instrucciones serán de bendición para nuestras vidas.

Oración: Dios Padre te damos gracias por nuestros padres que nos han dado su apoyo a través de sus consejos. Ayúdanos a honrarlos con nuestro amor y cariño. Gracias por el sacrificio que han hecho a favor de nosotros. En Cristo, Amén.